viernes, 23 de octubre de 2015

Para relajarse

Una imagen vale más que mil palabras, así que os dejo una muestra gráfica de algo que me ayuda a relajarme.








Hace poco que he comenzado a pintar mandalas y la verdad es que me ayuda a ir bajando las revoluciones por las noches. Me parece una forma cómoda, sencilla y barata de relajarme :-)

Según la Wikipedia los mándalas (o mandalas) son representaciones simbólicas espirituales y rituales del macrocosmos y el microcosmos, utilizadas en el budismo y el hinduismo. Mándala es un término de origen sánscrito.


Conocíais los mandalas?

14 comentarios:

  1. En mi última visita express a España, mi prima me regaló un libro para pintar mandalas :-) (también hablé de ello en el blog).
    Hace mucho que no pinto ninguno porque mi mente esta ocupada y distraída con el viaje a Firenze, pero seguro que en el largo invierno lo tendré mas de unas vez en mis manos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que preparar un viaje es un entrenamiento fantástico, pero como no es algo que pueda hacer todas las semanas, pues me agarro a los mandalas :-).

      Eliminar
  2. Los conocía de leeros a varias blogueras pero la verdad es que nunca me he puesto a colorearlos. Y la verdad, después del calentón que tuve anoche con los vecinos nuevos, a lo mejor hasta me venía bien....

    Un abrazo :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Qué pasó con los vecinos? Hay cada uno suelto...
      A mí pintr los mandalas o cualquier dibujo vamos, me parece entretenido y barato :p.

      Eliminar
  3. Hace unos 5 años lo intenté y a mí no me relajaba demasiado, me agobiaba querer tenerlo todo simétrico y desistí jajaja
    Por cierto, la dirección del blog que te dije es esta: http://madreprimeriza.com/
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo creo que hace 5 años los hubiera tirado por la ventana al ver que no salan como yo quería. Ahora el enfoque es distinto, saldrá lo que tenga que salir y cómo acabará siendo sólo lo sé cuando lo finalice y no antes :-).

      Eliminar
  4. Qué bonito. Me parece una manera preciosa de relajarse.
    A mí me producirían el efecto contrario porque yo con las manualidades soy un desastre de los grandes.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uy Celia, yo soy muy torpona (aunque me pene) y ya veis que el dibujo no quedó perfecto(ni de lejos), pero creo que ni falta que hace. Cumplió su función terapéutica y con eso me basta :-).

      Eliminar
  5. Hey! Yo también pinto mandalas, me vinieron muy bien en los momentos peores. Y sabes? Ahora también soy una mami expatriada, en Dublín. Mucha suerte! Te voy siguiendo. Gracias por tu empatia y tus comentarios. Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por pasarte por aquí :-). Hay otras aficiones que también me relajan (p. ej. coser) pero cuando estoy muy cansada, lo que mejor me va es un mandala.
      Os deseo mucha suerte en vuestra aventura dublinesa!!

      Eliminar
  6. ¡Hola, guapa! Todavía no me he decidico a continuar con mi blog, pero he decidido volver poco a poco a comentar en los blogs que sigo. Y me encanta ver que tú sigues escribiendo a menudo. Muy interesante todo :)

    A mí me regalaron un libro de mandalas hace tiempo y debo reconocer que aunque me parecen preciosos no me ha dado por pintarlos. Tengo el mismo problema que han descrito algunas antes: ¡me estresa que no queden simétricos!

    Pero lo de pintar en sí sí me parece relajante, por eso, creo que un libro de niños pequeños me gustaría más. A veces que he pintado con mis sobrinos me he sentido después genial.

    ¡Un besote!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Qué alegría volver a leerte! Sigas o no con tu blog, no dejes de enriquecer otros con tus comentarios, ¿vale?
      Si los mandalas no te ayudan, dale caña a otras dibujos ;-).

      Eliminar
    2. Me alegro de que te alegres :D

      Mira lo que me he encontrado por internet. Cientos de dibujos para colorear, para todos los gustos :)

      http://www.educima.com/

      Eliminar