martes, 28 de marzo de 2017

Repartidores vagos

Hace unos días os contaba que mi cartero es bastante inepto y que por su culpa me he tenido que ir de rota por la ciudad con Plumilla para ir recogiendo correspondencia no entregada. Lo más curisos del caso es que no siempre es inepto, hay veces que es capaz de leer los apellidos y de encontrarlos en el buzón correspondiente y las cartas llegan, oh gracias Señor por esos momentos de clarividencia que le das al pobre hombre!

Pues como parece que tenemos muchas suerte con las cartas y paquetes, hoy os vengo a contar lo frustrada que estoy por culpa de los repartidores. A ver, yo entiendo que tienen mucho que repartir y poco tiempo para ellos. Que además de darse mucha prisa, siempre está el factor tráfico que les deja parados en una calle y pierden valioso tiempo. Comprendo también que subir muchas escaleras al día cansa, y mucho....pero yo lo siento por ellos pero tengo derecho a que me entreguen mis paquetes si estoy en casa. Vamos, es que con tal de no subir hasta aquí ni tocan el timbre! Entiendo que les de pereza, pero es su trabajo subir hasta aquí y mi derecho recibir mi paquete.

Para ellos es más sencillo echar la tarjetita en el buzón, pero para mí tener que ir a correos, que está a 2 kms de mi casa a buscar X, me supone un esfuerzo grande, no por el paseo, ni por el tiempo de espera en la oficina de correos, sino porque yo no puedo ir cargando con la niña y con paquetes como si fuera Hulk...

Repartidores del mundo, no seáis vagos, hombreya!

2 comentarios:

  1. ¡¡¡Hola!!!! Menudo gafe tienes con los repartos. Yo ahora estoy contenta con los repartidores, será para compensar los años del cartero inepto que tuve.
    Besos y de tanto ir y venir cargada con plumilla y paquetes varios te vas a poner de un fuerte...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Desde luego que dejan mucho que desear....
      Besos

      Eliminar